Bienvenidos a Clínica Dental Cardedeu, tu dentista de confianza

Horario : 9.00-13.00 | 16.00-20.00
  Contacto : 93 846 09 15

All posts by Dra. Isabel Carreño Hernández

salud bucal medicina china

Salud bucal es igual a salud de todo el organismo.

Dejemos en claro que en Medicina Tradicional China al Bazo se le atribuyen funciones de la digestión. Los órganos del cuerpo corresponden a cinco sistemas fisiológicos que integran y permiten clasificar a los órganos de los sentidos, los tejidos corporales, las emociones, los orificios… Estos órganos están unidos entre sí y se comunican con el resto del cuerpo gracias al sistema de los meridianos y vasos. Por otra parte, las manifestaciones de determinadas zonas del cuerpo reflejan la situación de ésta en su conjunto, por ejemplo la lengua.

Así, según la teoría de la Medicina Tradicional China, los labios se relacionan con el Bazo, son el “orificio” del Bazo. Los dientes son considerados “una prolongación de los huesos” y están bajo la influencia del Riñón. El meridiano de Estómago distribuye la energía y la sangre por la encía, razón por la cual la encía está vinculada con el Estómago.

La lengua es considerada como “el brote” del Corazón. Por esta razón, la salud de la boca depende de la salud del todo el organismo.

 ¿Qué dicen los labios?

El hecho de masticar los alimentos ayuda al Bazo/Páncreas a transformar y a transportar los nutrientes y esencias del alimento, por esta razón la boca mantiene una relación funcional con el Bazo y Páncreas. Cuando la energía del Bazo es normal, el sentido del gusto es bueno y los labios están sonrosados y húmedos. Si la energía del Bazo no es normal pueden aparecer alteraciones del sentido del gusto, por ejemplo la presencia de un gusto anormal en la boca, y los labios pálidos y secos.

Si hay calor en el Bazo y/o Páncreas los labios tienen tendencia a estar secos y se puede sentir sabor dulce, si la energía del Bazo/Páncreas es débil los labios pueden aparecer pálidos.

Un proverbio chino dice: “la energía del Bazo está en relación con la boca; si el Bazo tiene buena salud, la boca puede sentir los sabores de los cinco cereales”.

El estado normal de los labios es el rojo claro y están relativamente humedecidos y brillantes. Las alteraciones en cuanto al color o el trofismo indican trastornos tanto del sistema digestivo como del organismo en general.

Los labios secos y con grietas se observan en un ataque de la sequedad patógena exógena, y también en el síndrome de calor que quema los líquidos corporales.

Los labios muy pálidos indican que hay insuficiencia de sangre o de energía…

Los labios demasiado rojos y secos indican que hay calor en el Bazo y en el

Estómago. El calor ha empezado a dañar los líquidos orgánicos.

Los labios purpúreos, morados o azulados indican que hay mala circulación sanguínea o frío.

Si la boca está siempre un poco abierta es un síntoma de debilidad.

Si sólo se respira por la boca, indica una debilidad en la energía pulmonar (a menos que sea un problema anatómico de la nariz o que esté taponada);

Un color verdoso alrededor de la boca indica mala circulación de la sangre en el

Hígado e invasión del Bazo por el Energía de Hígado.

Sialorrea por la comisura (o en sueños) se debe a la deficiencia del Bazo y la humedad excesiva o al calor en el Estómago y también se presenta en síndromes causados por parásitos.

La úlcera bucal o labial es causada por la subida del calor latente en el Bazo y en el Estómago.

La desviación de la comisura bucal se presenta en la apoplejía.

Las contracciones o convulsiones de los labios indican la presencia de movimiento interno del viento del Hígado.

Estado normal: Labios de color rojo claro con buena hidratación.

 Anomalías y su significado.

  • Color rojo oscuro (rojo “cereza”): Síndrome Exceso; Síndrome de Calor
  • Color rojo pálido: Síndrome Insuficiencia; Síndrome de Frío
  • Color rojo oscuro + sequedad de labios: Síndrome de Fuego disminuye los líquidos
  • Color rojo pálido con sombra negra: Síndrome Frío extremo
  • Color azul-negruzco: Síndrome Frío extremo
  • Color azul verdoso: Síndrome de Viento interno

 Los dientes.

Los dientes son considerados “una prolongación de los huesos” y están bajo la influencia del Riñón. El meridiano del Estómago distribuye la energía y la sangre por la encía, razón por la cual la dentadura está vinculada con el Riñón, y la encía, con el Estómago.

Los dientes húmedos indican un buen estado de los líquidos orgánicos y del Riñón, mientras que los dientes secos indican agotamiento de los líquidos e insuficiencia del Yin de Riñón.

Los dientes relucientes y secos indica calor externo.

Los dientes secos indican la acumulación de calor en el Estómago, que consume excesivamente los líquidos corporales.

Los dientes muy secos, como si se tratase de un hueso muerto, se observan en los pacientes con agotamiento de esencia renal.

Los dientes flojos, espaciosos y con la encía descubierta indican la deficiencia del Riñón.

El acto de masticar en sueños se presenta en pacientes de calor en el Estómago, con parásitos intestinales.

Otro proverbio chino dice: “si el Riñón es fuerte, los dientes estarán fuertes y el pelo crecerá bien… si la energía del Riñón decrece, el pelo se caerá y los dientes se debilitarán”.

 Anomalías y su significado.

  • Dientes secos: Insuficiencia de líquidos y/o insuficiencia de Yin de Riñón
  • Dientes muy blancos, pero secos como piedras: Síndrome Calor superficial
  • Dientes de color gris y secos como huesos: Síndrome Calor por insuficiencia Yin de Riñón

 Las encías.

La observación de la encía se centra en los cambios de su color.  Una encía pálida indica deficiencia de sangre.

La encía roja e hinchada indica fuego del Estómago.

Una hemorragia en la encía roja e hinchada indica que el fuego del Estómago lesiona los vasos sanguíneos.

Una encía no roja pero un poco hinchada se ve en pacientes con deficiencia de energía o porque el fuego ya lesiona los vasos sanguíneos.

 Anomalías y su significado.

  • Gingivorragia: Síndrome Fuego de Estómago
  • Edema doloroso acompañado de hemorragia: Síndrome Calor en Estómago
  • Edema indoloro acompañado de hemorragia: Síndrome Calor por insuficiencia
  • Coloración blanca: Síndrome Insuficiencia sanguínea

 La lengua.

La lengua es considerada como el “brote” del Corazón. El corazón controla el color, forma y aspecto de la lengua, más concretamente en la punta de la lengua.

Si el Corazón está normal la lengua tendrá un color rojo pálido normal.

Si el Corazón tiene calor, la lengua estará roja oscura y seca. Si hay mucho calor puede presentar úlceras rojas y dolorosas. Si el Corazón está cansado y la sangre insuficiente, la lengua estará pálida y fina.

El estado del Corazón también afecta al habla y a la risa. Así que un desequilibrio del corazón puede hacer que un individuo hable incesantemente, tartamudee o que ría de forma inapropiada.

El diagnóstico por la lengua es extraordinariamente fiable: cuando hay manifestaciones contradictorias en una condición complicada, la lengua refleja el síndrome básico subyacente.

La observación de la lengua se basa en cuatro puntos principales: el color, la forma, la saburra y la humedad.

El color indica el estado de la sangre, la energía que procede de la nutrición y los órganos Yin

La forma indica el estado de la sangre y de la energía que procede de la nutrición

La saburra indica el estado de los órganos Yang.

La humedad indica el estado de los líquidos orgánicos.

Varias zonas de la lengua reflejan el estado de los diferentes órganos internos

Fuente: Artículos de medicina natural China.

Leer más
bulimia y cuidado dental

En la anorexia y la bulimia los dientes también sufren las consecuencias.

Los trastornos alimenticios como la anorexia y la bulimia afectan, en diversos grados, a 15% de las adolescentes de las cuales la mayoría son chicas jóvenes con edades comprendidas desde los 11 a 25 años mientras que los chicos son un 5%; aunque en estos últimos años a llegado aumentar en un 10%.

Se caracterizan por una preocupación constante por la comida, una alteración de la propia imagen y un control excesivo del peso hasta el punto de afectar la salud física, psicológica y las relaciones sociales.

Aunque estas enfermedades son conocidas por la mayoría de la gente y tratadas desde el plano psiquiátrico, a menudo se desconocen sus consecuencias sobre la salud bucodental.

Desde los primeros años de la enfermedad, aparecen lesiones de desgaste en el esmalte.

Los afectados vomitan todos los alimentos que ingieren con la obsesión de conseguir un cuerpo delgado, poniendo en peligro su dentadura ya que los ácidos de los vómitos destruyen el esmalte de los dientes, provocando daños a menudo irreversibles.

A la espera de superar la enfermedad, conocer los métodos actuales puede ayudar a limitar los daños.

Como afectan los dientes.

Las lesiones dentales ligadas a los trastornos alimenticios comportan un desgaste químico y mecánico.

El esmalte, fragilizado por los ataques ácidos de orígenes diversos (erosión), se afina y acaba desapareciendo, dejando expuesta la dentina, que es más blanda. En ese momento el fenómeno se acelera, amplificado por la fricción de los dientes entre sí (atrición) o por el uso inadecuado del cepillo de dientes, incluso con los alimentos (abrasión). La localización de las lesiones revela su origen.

Lógicamente, las lesiones que pueden atribuirse a los vómitos se encuentran en el trayecto: afectando principalmente la cara interna de los dientes, del lado del paladar o lingual y comienzan en la confluencia entre las encías y los dientes, en los incisivos. En definitiva, el esmalte desaparece totalmente del lado interno. El diente se gasta en forma biselada y pierde altura.

Las crisis de bulimia y la alimentación particular de las personas que sufren trastornos alimenticios los exponen también al reflujo gastroesofágico, a menudo por la noche, lo cual provoca nuevos ataques ácidos que pueden pasar desapercibidos. “Las lesiones ligadas al reflujo gastroesofágico se localizan a veces de un solo lado de la mandíbula en función de la posición adoptada para dormir.

Los molares no se salva, sobre todo porque la saliva, a menudo presente en cantidad insuficiente y/o de mala calidad a causa de la desnutrición, ya no logra neutralizar la acidez bucal. Las lesiones, primero localizadas en las partes prominentes, luego se extienden y horadan los molares, que terminan por perder tamaño.

Finalmente, en los enfermos de anorexia grave, las encías pueden retraerse y dejar expuestas las raíces a los ataques ácidos y al cepillado agresivo. Con la idea de purificarse o para no oler a vómito, algunos pacientes se cepillan los dientes diez o quince veces por día, ¡durante más de 20 minutos!

Además de tener los dientes fragilizados por los ataques ácidos, poco protegidos por una saliva y defensas inmunológicas degradadas, las víctimas de trastornos alimenticios consumen muchos productos ricos en azúcar cuando viven una crisis compulsiva, pero también sodas o leche azucarada para vomitar.

De este modo, las caries aparecen rápidamente.

A causa de la pérdida de esmalte, los dientes se vuelven más sensibles, dolorosos al contacto con el frío, los ácidos, las azúcares y a veces incluso el cepillado. La dentina, naturalmente más amarilla que el esmalte se colorea también más fácilmente al contacto con los alimentos, provocando una degradación estética.

La pérdida de tamaño se vuelve visible, perjudicial desde el punto de vista estético y funcional, sobre todo porque los dientes tienden a romperse. En algunos pacientes, los incisivos solo miden unos milímetros, los molares superan apenas las encías y aparece un vacío entre arcadas. Esta pérdida de tamaño provoca una alteración en la dimensión vertical que es la responsable de dolores articulares e incluso de una neuralgia esencial de trigémino, extremadamente dolorosa, así como dolores de cabeza y dolores cervicales

Lesiones dentales mas frecuentes:

  • Caries y dolores de todo tipo.
  • Dientes gastados.
  • Encías retraídas.
  • Hipersensibilidad.
  • Destrucción del diente, etc.

Tratamiento:

Limitar las repercusiones estéticas y funcionales.

Esperando la curación, recomendamos a los pacientes que vomitan enjuagarse la boca solo con agua y esperar por lo menos veinte minutos antes de cepillarse los dientes, consejo válido también para después de ingerir alimentos y bebidas ácidas.

Según cada caso se le indicaría la técnica del cepillado adecuada así como tipo de cepillo o pasta dental especifica.

También tenemos soluciones dentales específicas para la erosión.

A menudo las personas afectadas por trastornos alimenticios también consumen tabaco, alcohol y a veces diversas drogas que influyen en la degradación de los dientes (coloraciones, ataques ácidos, disminución del flujo salival, mala salud general). Inversamente, masticar chicle sin azúcar de vez en cuando estimula la producción de saliva limitando el reflujo gastroesofágico.

En definitiva, un paciente que padece bulimia debe de preocuparse en primer lugar por su trastorno, pero luego también por las consecuencias que éste acaba por producir en el resto de su organismo.

Fuentes: P. Colon es Profesor de la Universidad Paris Diderot, integrante del equipo de Odontología del Hospital Rothschild de París e Investigador en Química de materiales en el equipo de Biomateriales e Interfaces biológicas del Laboratorio de Multimateriales e Interfaces UMR CNRS 5615 (Lyon 1).

 

Leer más
bruxismo

7 de cada 10 adultos españoles presentan bruxismo, un 30% más que al inicio de la crisis.

Siete de cada diez adultos en España sufre bruxismo –rechinamiento involuntario de los dientes que se produce durante el sueño–, un 30% más que los que lo padecían al inicio de la crisis, según ha informado este martes en un comunicado la Clínica Curull de Tarragona, a la luz de un estudio.

El aumento del bruxismo se debe a la coyuntura económica y a las elevadas tasas de desempleo, que provocan mucho estrés y ansiedad, ha asegurado la responsable de la Clínica, Conchita Curull, que ha asegurado que la única solución para esta patología es una férula de descarga personalizada.

La presión que realizan los dientes puede alcanzar los 150 kilos en algunos casos, un nivel muy superior a la ejercida al masticar, que se sitúa entre los 10 y 40 kilos. La férula de descarga, que debe amoldarse a la dentadura de cada paciente, permite que los músculos de la mandíbula se relajen, lo que evita que golpeen las articulaciones.

La consecuencia principal del bruxismo es la cefalea, ha asegurado Curull, que ha destacado que este hecho dificulta el diagnostico y su posterior tratamiento. El bruxismo también provoca dolores en la mandíbula y en los oídos, muy similares a los de la otitis, y una sobrecarga en la musculatura trapezoidal, lo que provoca contracturas en la zona cervical. Si no se soluciona a tiempo, el rechinamiento también provoca destrucción y desgaste de las piezas dentales, así como caries, gingivitis y traumatismos de las encías.

Recomendaciones preventivas.

Para prevenir el bruxismo, Curull ha recomendado no dormir nunca boca abajo, mantener una dieta blanda para que los músculos se recuperen antes y evitar consumir alimentos y bebidas excitantes, como el té, el café y las bebidas energéticas.

Además, ha apostado por relajar los músculos faciales, vigilar la postura en la que se trabaja o estudia para mantener siempre la espalda pegada al respaldo de la silla, caminar erguido, evitar masticar chicles y realizar deporte al menos tres veces a la semana.

El bruxismo también puede evitarse si no se sujeta el teléfono con el mentón y si los pacientes no se muerden las uñas, porque la mandíbula sufre con este tipo de movimientos.

Fuente: JANO.es · 2014

Leer más
Dra. Aida Hernández García

Creyendo que el país de mis abuelos era muy parecido al mío , Cuba.

No conozco a la Dra. Aida Hernández García sino por las redes sociales donde muchos de mis profesores de toda la vida interactúan con ella o la mencionan por su peculiar apodo. Por las mismas redes sociales sé que es madre de tres hijos y que tiene, además, una evidente sensibilidad artística -lo que se demuestra por sus criterios estéticos y musicales, manifestados en Facebook-. Sé que emigró de Cuba y se instaló, hace tiempo ya, en una de las más cosmopolitas y seductoras ciudades del mediterráneo: Barcelona. Razones suficientes para pedirle una entrevista. Solicitud que la Dra. Hernández García cumplimentó amable, gentileza que nos permite abundar en la experiencia de una intranquila -y exitosa- profesional de la odontología.

¿En qué año emigró?

Emigré en 1990, creyendo que el país de mis abuelos era muy parecido al mío, Cuba.

¿Cómo fue el proceso de homologación y su desarrollo profesional en los años iniciales?

Pude homologar mi título cubano de Doctora en Odontología en 1993, mediante examen.

Aquí en Barcelona realicé un Máster de tres años en prótesis, oclusión y rehabilitación oral en la Universidad de Barcelona (UB). Luego fui a Suiza y me especialicé en cirugía e implantes, en el Instituto Strauman.

Después colaboré, durante diez años, con la clínica Mirave de Barcelona; dedicándome a preparar el servicio de cirugía, que se volvió muy rentable: el equipo que dirigía se impregnó  de esa manera nuestra, muy cubana, de ser tan dulces y eficientes y eso dio una manera diferente y refrescante de servicio: los pacientes salían muy satisfechos de nuestro centro.

En 1995 creamos  una clínica dental con todas las especialidades.

¿Qué diferencias/semejanzas percibe entre el paciente cubano, y el paciente español?

Encontré la diferencia de que la población cubana y latinoamericana, en general, valora mucho la salud bucal. Me costaba entender que, con mejores condiciones económicas, aquí el ir al odontólogo no era una práctica habitual.

Después, con los años, esto fue mejorado indiscutiblemente, pero ahora, con la situación crítica de la economía, vemos cómo se tambalea todo el esfuerzo de tantos años, porque los pacientes tienen prioridades a las que nos tenemos que amoldar -con mucha delicadeza y paciencia-, ya que hay personas que realmente lo están pasando muy mal.

¿Cuál piensa que sea, a día de hoy, el mayor problema odontológico (directo o indirecto) de la población española?

Nuestra profesión se considera extremadamente costosa para la población, hay ese mito de que la odontología es muy cara. Pero esto es un falso concepto de nuestra especialidad, que exige muchos años de estudio, casi toda nuestra vida puesta al servicio de la atención directa a la población, muchas horas sentados en posiciones nada cómodas para realizar los tratamientos que, de paso, merman nuestra salud considerablemente. Nuestro trabajo se realiza a escasos centímetros de todas las personas que atendemos, dentro del espacio físico ajeno, nada cómodo, por lo cual es muy desgastante y estresante. Nuestros tratamientos son individualizados y muy personales, de nuestras manos emergen constantemente pequeñas obras de arte que perduran muchos años en un lugar tan poco favorable como la cavidad bucal, y aún así resisten las inclemencias del medio.

Son, en resumen, muchas horas y mucho esfuerzo mental y físico para lograr grandes resultados. Si se analizan con justicia todos estos elementos, se verá que la odontología no es costosa en realidad. A veces hacemos trabajos que no están pagados ni con oro. Creo que la población no debe ser tan crítica con la odontología.

¿Cuál piensa que sea, a día de hoy, la mayor necesidad de la práctica odontológica en ese país?

Debemos ser cuidadosos e intentar dar toda la salud bucal que podamos, acorde a la situación particular de cada ser humano. También creo que debemos ser cada día más humanos, muy humanos con las personas que tratamos para, mutuamente, respetarnos cada día más. La relación médico paciente debe ser afable, cercana y manteniendo las distancias de respeto.

¿Qué le aportó el residir en España a tu práctica, experiencia y nivel profesional actuales?

Residir  en España me permitió desarrollarme profesionalmente a un nivel altísimo, encontré una España floreciente y un excelente medio para emprender cualquier proyecto. Claro que esto ha cambiado, los tiempos de ahora son difíciles y hay que moldearse al momento.

¿Alguna práctica pasada o contemporánea que considere importante dentro de su carrera?

Desde 1999 estoy vinculada a la Universidad Internacional de Catalunya (UIC), al departamento de ortodoncia, dentro de lo que es, posiblemente, el mejor equipo de trabajo. Somos un grupo de amigos y colegas que realizamos un proyecto común muy gratificante: formar especialistas en ortodoncia. Es, de todos mis trabajos, el que más ilusión me hace: prolongar en las nuevas generaciones nuestro legado de conocimiento.

Leer más
carilla dental de porcelana

Carillas dentales de Porcelana.

Las carillas dentales de porcelana es un tratamiento de estética dental, son una  solución para reconstruir una sonrisa dañada por alguna alteración en el color de los dientes, permitiendo volver a lucir una sonrisa perfecta.

Teniendo en cuenta que la sonrisa es la expresión de la cara que primero se le ve a la persona con quien se conversa, la colocación de carillas dentales de porcelana es un tratamiento en auge en el sector dental por sus buenos resultados estéticos, que incluso le permite superar la inseguridad que le provocaba el mostrar una sonrisa defectuosa.

La carilla dental de porcelana es una lámina más o menos fina que cubre toda la cara frontal del diente, adhiriéndose a ella mediante una determinado tipo de cemento de resina (naturalmente no visible externamente).

Al no requerir de una intervención complicada o dolorosa, y al presentar resultados excelentes (en duración y aspecto natural), la colocación de carillas de porcelana es una técnica reconstructiva muy demandada entre los tratamientos odontológicos estéticos, sobre todo en aquellos casos en que la reconstrucción de una sonrisa es más complicada.

Muchos actores y actrices de cine, cantantes, famosos y otras personalidades, ya han mejorado – sin que se note – el diseño de su sonrisa mediante este tipo de carillas.

La carilla se adhiere al esmalte sin producirle ningún daño.

Antiguamente, la colocación de carillas dentales de porcelana era complicada puesto que no se disponía de materiales que garantizasen una adherencia suficiente y duradera a las piezas dentales. Sin embargo, la evolución de dichos materiales cerámicos y las técnicas que se emplean actualmente en su colocación es posible adaptar perfectamente las carillas a distintas formas de caras dentales, hacen que una carilla de porcelana correctamente adherida a la cara de un diente no presente ningún problema.

Es importante y además lo mas recomendable que antes de colocar las carillas dentales de porcelana haber solucionado cualquier problema de salud dental. Todo odontólogo serio y profesional le identifica cualquier problema a la hora de evaluar una posible colocación de carillas dental de porcelana, se le indica la necesidad de tratar dicho problema previamente y después resolver el problema estético.

Por ello, tras el tratamiento, el paciente no sólo obtiene una nueva sonrisa bonita, sino que además  y lo que es más importante su nueva sonrisa es además perfecta en términos de salud e higiene dental.

Si es costoso este tratamiento se sorprenderá, puede llamarnos y lo atenderemos con mucho gusto.

 

Leer más

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies